Blanqueamientos dentales: aspectos que debes considerar

Si estás pensando en someterte a un tratamiento que mejore el color de tus dientes, la siguiente información te será de gran utilidad:

• Los dientes son más oscuros en el contorno de la encía. Es posible que estas áreas demoren más en blanquearse que el resto de la superficie del diente.
• En caso de sensibilidad llama a tu dentista, puede ser aconsejable distanciar el tratamiento o agregar flúor a la cubeta.
• Los alimentos y jugos que contienen mucho ácido cítrico, como el limón o algunas bebidas, pueden causar sensibilidad.
• Es importante continuar con controles y limpiezas dentales de forma regular después del tratamiento, así se puede garantizar una sonrisa saludable.
• Ciertas comidas, bebidas o el tabaco, pueden manchar los dientes de nuevo con el tiempo. En caso de que esto ocurra se puede recuperar nuevamente el color con sólo un par de noches de aplicación.
• Si hay molestias en las encías, labios, garganta o lengua, y éstas persisten o empeoran por más de dos días, consulte con su dentista. Estos efectos secundarios desaparecen normalmente entre el primer y tercer día una vez que se ha descontinuado el tratamiento.
• Las amalgamas (tapaduras) pueden dejar un color morado en la cubeta. Es normal durante los primeros tres días en que se ha descontinuado el tratamiento.
• Se debe guardar el producto fuera del alcance de los niños.

Por ningún motivo:

• Usar blanqueador si está embarazada o amamantando.
• Fumar o comer cuando tienes puesta la cubeta.
• Usar productos caseros para blanquear los dientes y menos sin consultar a tu dentista.
• Exponer el blanqueador al calor y/o la luz del sol.
• Congelar las jeringas de Opalescence.

Artículos populares Cirugía Caries caída de dientes dientes perdidos encías Rehabilitación Endodoncia Administración Prótesis dientes de leche niños Implantes odontopediatría dientes sanos Estética dental Odontología EQUIPO PROFESIONAL


SÍGANOS EN REDES SOCIALES

MÁS INFORMACIÓN